Acerca de Xisco Fuster

Escribir es para mí tenderme en una playa, sonreír y... detenerme a observar, con la barbilla apoyada en el envés de la mano, las partículas de las que está hecha, explotar arena en todas las direcciones, lanzarla hacia arriba y darle forma con las manos como si se trataran de nubes y yo el viento, llevar unos granitos adheridos en el muslo, en la barriga, en el cuello y que mi amiga se entretengan en festejar las yemas de sus dedos, hundir mis pies en las dunas de la orilla y sentir el frescor del agua que se esconde abajo. Luego me visto y llego a mi casa con el sol en la cabeza los pelos salados de punta y lo escribo todo.

El món farà un tro

Un somia el Galatzó

surant adins la peixera de vidres plans,

un envolta els seus suspirs

sense ensumar els núvols negres

que s’enreden al cel particular de la seva gàbia..

Un fa feina guardant la respiració

amb el goig de creure

que qualque dia volarà

entre olors d’aigües eloqüents,

d’aigües blaves que suren

entre l’espessor fosc d’un tro.

Un s’esforça per adoquinar un camí de pedra

amb fonaments escrits damunt la soletat dels que

bufen negror al cel.

Un lluita amb la ment clara

per arribar a prevenir el gran abisme,

amb un sol cop, omplir-lo

de tètriques tristors

i tornar-lo al no res…

sí, fer desapareixer un forat ple de bruixes

embotint en ell tota la misèria.

.

És una lluita pacient i meditada

assolir

a la fi

la mort, la veritable mort.

.

El canvi recòndit, sempre arriba

sempre

acompanyat d’un tro amb personalitat

tro, bum!

i, si és una mort preludi del paradís,

serà una tormenta de trons

la que et desvetlli

un tro i altre tro

tro, tro, tro, retrunyen!

adins de la caixa de vidres plans;

el món sencer s’esquerda

i tu

et podràs aixecar

i trobar-te a tu mateix

sense murs transparents,

podràs seduir al paradís

senser haver de tropitjar,

amb les plantes dels teus peus,

els talls de vidres

cristalitzats amb la roïna indigència

del teu botxí.

.

Mundo

Los tartamudos no tartamudean mientras cantan.

Es como si dijéramos:

los cojos no cojean mientras corren,

los ciegos ven si el sol les da en los ojos,

los sordos oyen solo los violines,

los mancos abrazan cuando se les mira mal,

las rubias dejan de ser bellas mientras orinan

(y las morenas y las pelirrojas),

los tontos entienden más allá de Dios,

los políticos dicen la verdad cuando les votan,

las viejas son tan guapas como los viejos,

y todos

todos

caminan juntos cogidos del brazo.

 

El hilo amarillo del tiempo

Emocionarse cuando los ojos se llenan de aleluyas y mohos
se escurren a  regañadientes en el alma y arañan
con los sentidos afilados a las siete
de la mañana ha sido hoy la casa rosa
ejemplar entre los pinos de un bosque, maniatada
por nubes grises, sumida en una lengua
de consistencia húmeda
la casa rosa
ha despuntado el día.

A media mañana, el recuerdo de tu partida. Te fuiste
funesta
nadando en aire salado.

Por la tarde, vuelvo a ver la infusión
de imágenes copulando en cuatro pantallas
de vídeo: África y el hielo y el polvo y el agua, ¿lo recuerdas?,
lo vimos juntos, sentados en una banqueta del museo.

Por la noche, en el bar, un vino,
la soledad,
el recuerdo de tu aliento rosa.

Afuera llueve.
El vino se acaba.
Y yo no puedo volver a casa.

Los hombres siempre con la verga piedra

Da igual si los humillas,
ellos con la verga piedra,
da igual si les escupes,
ellos entienden sexo, himen desvirgado,
da igual si no les miras,
ellos creerán que les deseas demasiado.

Así son todos los hombres.

Sobre todo los poetas.

Pero alerta guapa, los cimientos de tu palacio
están hechos con la miseria
en la que les sumerge tu indiferencia.
El día que envejezcas
no se les pondrá dura la verga
y tú verás
algo que nunca has querido saber.

Un buen espejo

.

El secreto del éxito de un buen espejo pasa por reflejar bien

lo que se le pone delante.

Si el amigo del espejo se siente feliz,

el espejo le devuelve felicidad

que se multiplicará.

.

El secreto del fracaso de un buen espejo pasa por reflejar bien

lo que se le pone delante.

Si el amigo del espejo se pone triste,

el espejo devuelve la tristeza sin titubeos

y la tristeza se multiplica.

.

Si tratas de hablar con el espejo,

si caes frente a él,

el espejo no va hacer nada por ti,

no te escuchará.

Te mirará desde arriba

y deseará, inalterado, que otra persona

más feliz

se coloque frente a él.

 

Réquiem por la vida II

Una sonrisa.

Y un me aburro

busca un nuevo mundo

preguntas:

¿Por qué cae agua del cielo?

tantas preguntas,

¿por qué hay guerras? ¿por qué quema el fuego? ¿por qué la gente se muere?

preguntas:

¿por qué

haces tantas preguntas?

.

Sin respuesta.

.

Qué más da

si las noches

cálidas, cúpulas cópulas

negras

atestadas de estrellas luceros

blancos

forran el cielo.

Qué más da

el porqué.

.

.